6 alimentos que todo corredor debería incluir en su desayuno
Vota este post

Qué debes desayunar para rendir al máximo cuando salgas a correr

El desayuno es la comida más importante del día y por tanto será tu mejor arma en el deporte. Muchas veces te habrás preguntado qué alimentos te convienen más en el desayuno si vas a correr.

A continuación, te enumero una lista de los alimentos que debes tener en cuenta si eres un corredor y quieres conseguir tus metas:

 

1.Café

La cafeína es el principal componente del café, ingrediente activo muy estudiado por los especialistas y sobre el que se han logrado confirmar una gran cantidad de beneficios.

Según diversos estudios, el consumo de 40 mg a 400 mg de cafeína diariamente podría mejorar tu estado y sacarte de ese ánimo cabizbajo, aumentar el estado de alerta, reducir la sensación de cansancio, mejorar la memoria y por lo tanto la consecución de ideas, que serán de ayuda para cualquiera.

Del mismo modo, el consumo de café quema grasas y además, el simple olor del café se ha demostrado que puede eliminar estrés. Y por si fuera poco, es delicioso.

 

2. Huevos

De toda nuestra variedad en el refrigerador, en la selección, la mejor que podrías disponer para el desayuno sería, el huevo, simplemente por ser la opción más beneficiosa y saludable.

Los huevos tienen proteínas de excelente calidad en grandes cantidades, e igualmente aportan otros nutrientes que te ayudarán a controlar tu colesterol, mejorar el funcionamiento cerebral, la prevención de enfermedades oculares, entre otras cosas.

Lo mejor de esto, es que su consumo durante el desayuno, te ofrecerá beneficios increíbles; reducción del apetito, pérdida de peso, quemar la grasa abdominal y la grasa corporal en general.

 

3. Frutos secos

Si eres de las personas que siente un incesante apetito de frutos secos, te digo que por ti mismo empezaste bien, los mismos disminuyen el riesgo de padecer diabetes y varios tipos de enfermedades cardiacas (pulgares arriba por esos buenos gustos y hábitos).

Los frutos secos se destacan por su elevado contenido de grasas saludables, fibra, proteínas e igualmente son ricos en manganeso, vitamina E y magnesio.

Quizá para algunos nuevos en esto de los minerales suenen un poco a chino, pero para hacernos una mejor idea de sus funciones, sólo habría que mencionar: participan en la síntesis de los ácidos grasos, interviene en la síntesis de hormonas sexuales, disminuyen la irritabilidad, entre un centenar de cosas más.

Existe evidencia científica que el consumo de algunos frutos secos, la almendra por ejemplo, incrementa hasta en 62 % la pérdida de peso, así que si no te agradaban mucho estos aperitivos, yo ahora los consideraría.

 

4. Yogur

Otro complemento u opción para esas mañanas, es desayunar saludablemente con un yogur, preferiblemente el entero y no pasteurizado. Para identificar si es uno u otro, puedes hacerlo al ver su caducidad.

Es decir, el yogur más sano suele tener una duración de refrigeración comercial de 3 semanas.

El resto suele tener una duración de meses y sin necesitar ningún tipo de refrigeración.

Los yogures son una buena fuente de calcio, fósforo y proteína, además de tener una cantidad de bacterias benignas con muchos beneficios para la salud.

De hecho, estas bacterias son quienes se encargan de hacerlo comestible para aquellos que son intolerantes a la lactosa.

Consumir este tipo de yogur como desayuno, combatirá los problemas relacionados con el aparato digestivo, las infecciones bacterianas y aumentará las defensas del sistema inmunológico.

Su alto contenido de proteína favorecerá de igual forma la pérdida de peso:

Reducirá el apetito y fomentará igualmente un consumo de calorías. Además de poder agregarlo de vez en cuando en tus días de ansiedad para reducir tu apetito antes de la deliciosa comida de la tarde.

5. Avena

Haz a un lado los cereales típicos de desayuno cargados de azúcar y ¡apúntate a la avena!

La avena es un cereal integral que te permite consumirla en una gran variedad de formas. Contienen hierro, manganeso, magnesio, fósforo, fibra, proteína y hasta Omega 3.

Es ideal para la regulación de la glucosa y del colesterol, y muy beneficioso para las mujeres embarazadas, ya que disminuye el riesgo de parto prematuro y preeclampsia. Tu cuerpo y tus niños te lo agradecerán.

 

6. Fruta

La frecuente ingesta de fruta te garantiza altas dosis de minerales, vitaminas y fibra que no deben faltar en tu día a día si sobre todo piensas darle a tu cuerpo una buena rutina de ejercicio.

Desayuna una porción de fruta, la que te guste más y tu organismo recuperará la salud paulatinamente.

Preferiblemente come la pieza de fruta y no su zumo, ya que los beneficios que conseguirás serán muchos más.

Estudios indican que es mucho mejor para el cuerpo comer frutas pesadas por la noche, tales como sandías.

Ya no tienes excusa alguna para no desayunar o comer algo que no debes. Tus desayunos serán muy saludables, ricos y te harán vivir más y disfrutar de la vida.

 

Descripción del autor: Edith Gómez es editora en Gananci, apasionada del marketing digital, especializada en comunicación online. Se niega a irse a la cama cada noche sin haber aprendido algo nuevo. Le inquietan las ideas de negocio y, más aún, aportar una mirada creativa al pequeño mundo en el que vivimos.
Twitter: @edigomben
 

BEVERLY NUTRITION

Post Relacionados

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies