piel joven y vitamina C

Piel joven tomando Vitamina C

Mantener tu piel joven tomando vitamina C

La vitamina C es muy conocida por las funciones que desempaña en el cuerpo, como la estimulación de la síntesis de colágeno y su efecto protector como antioxidante frente a los radicales libres y contra el fotodaño provocado por los rayos UV.

La piel normal contiene altas concentraciones de esta vitamina, es por ello que la ciencia se ha dedicado a continuar estudiándola.

Vitamina C: Un potente antioxidante

Esta vitamina es un potente antioxidante que puede neutralizar y eliminar radicales libres, como los que se encuentran en ambientes contaminados además de la exposición a la radiación ultravioleta. Este dato resulta importante para aquellas personas que viven en ciudades aglomeradas en las que hay mucha contaminación en el aire, o que se broncean con frecuencia, tanto mujeres como hombres.

 

Haz click Aquí si quieres conocer un suplemento concentrado de vitamina C

 

Sin embargo, la vitamina C es solo un jugador en el arsenal antioxidante que incluye defensas enzimáticas (catalasa, glutatión peroxidasa y superóxido dismutasa), así como otras defensas no enzimáticas (vitamina E, glutatión, ácido úrico y otros antioxidantes putativos como los carotenoides). La mayoría de los estudios de intervención realizados para determinar la capacidad de los antioxidantes para prevenir el daño oxidativo de la piel han utilizado un cóctel de estos compuestos. La vitamina C es particularmente efectiva para reducir el daño oxidativo de la piel cuando se usa junto con la vitamina E.

 

Aquí encontrarás suplementos concentrados de vitamina E

 

La exposición crónica a la radiación ultravioleta del sol o de las camas solares daña la piel a través de la producción de especies reactivas de oxígeno, que pueden dañar los componentes de la matriz extracelular y afectar tanto la estructura como la función de las células. Si bien la piel contiene defensas antioxidantes endógenas, vitaminas E y C y enzimas antioxidantes para extinguir estos oxidantes y reparar el daño resultante, estos antioxidantes serán consumidos por la exposición repetida y las defensas de la piel pueden ser abrumadas.

 

Si te interesa conocer un suplemento multivitamínico concentrado y muy completo puedes encontrarlo Aquí.

Es posible mantener tu piel joven tomando vitamina C

Los cambios en la piel debido a la exposición a los rayos UV tienen mucho en común con el proceso del envejecimiento ‘natural’. Se establece que la vitamina C limita el daño inducido por la exposición a los rayos UV, y por lo tanto retarda los efectos del envejecimiento en la piel y los tejidos.

La luz UV agota el contenido de vitamina C en la piel, específicamente en la epidermis. Las lesiones que se producen en la piel están mediadas directamente por un proceso generador de radicales y la protección que esta vitamina nos brinda está relacionada principalmente con su actividad antioxidante. Esto se ha demostrado con células «in vitro» e «in vivo», utilizando ingesta tópica y dietética de vitamina C.

Es por ello que debes incluir en tu alimentación diaria al menos 3 frutas por día y hojas verdes en abundancia (en lo posible crudas), recuerda que las frutas cítricas contienen una mayor concentración de esta vitamina y que puedes mejorar tu alimentación incluyendo un suplemento Beverly vitamina C.

 

 

 

Fuentes Consultadas

Pullar J, Carr a y Vissers M. Los roles de la vitamina C en la salud de la piel. Agosto de 2017; 9 (8): 866.

Langton A.K., Sherratt M.J., Griffiths C.E., Watson R.E. A new wrinkle on old skin: The role of elastic fibres in skin ageing. Int. J. Cosmet. Sci. 2010;32:330–339.

Rhie G., Shin M.H., Seo J.Y., Choi W.W., Cho K.H., Kim K.H., Park K.C., Eun H.C., Chung J.H. Aging- and photoaging-dependent changes of enzymic and nonenzymic antioxidants in the epidermis and dermis of human skin in vivo. J. Investig. Dermatol. 2001;117:1212–1217.