¿Por qué no quiero hacer deporte

¿Por qué no quiero hacer deporte?

¿Por qué no quiero hacer deporte? ¿Te lo preguntas a menudo? Seamos realistas. Desde marzo del 2020 hasta el día de hoy nuestros hábitos han cambiado. Nuestras emociones van arriba, abajo, dan un giro y así sucesivamente. Esto combinado con un estado mental apático y cansado de mil y una situaciones que el Covid-19 ha traído a nuestras vidas hace que nuestras ganas de hacer cosas y creatividad se queden dormidas.

Y quizás te estés diciendo ahora: «Ya, eso es así. Pero, con lo que me gusta, ¿por qué no quiero hacer deporte?

Pues varias razones se pueden esconder en ese quiero y no puedo. Te voy a mostrar algunas de ellas.

¿Por qué no quiero hacer deporte?

Quizás para empezar lo mejor sería que respondieras a algunas preguntas.

¿Cuál fue la motivación inicial por la que empezaste a hacer deporte? Tras iniciarte en este mundo, ¿qué fue aquello que te mantuvo motivado/a?

Son dos buenas preguntas que ahora tendrías que reflexionar y responderte. Teniendo eso en cuenta, vamos a ver que es lo que hoy te impide volver a retomar tu actividad deportiva.

¿Por qué no quiero hacer deporte? Por validez

Quizás tras un fuerte parón crees que no podrás llevar el nivel de entrenamiento que hace un año tenías.

¿Por qué no quiero hacer deporte? Por Apatía

Llevas tanto tiempo sin ir al gimnasio que crees que no tienes ganas. En realidad, tras esa aparente apatía se esconden otras causas. Si por esta terrible pandemia en tu casa se ha quedado alguien sin trabajo, si se ha contagiado algún familiar o amigo de este virus, seguramente te haya afectado. Y lo ha hecho de tal manera, que puedes tener miedo hasta de salir a la calle.

¿Qué puedo hacer?

Llegados a este punto, tras ver dos posibles causas de la pregunta inicial de ¿por qué no quiero hacer deporte? Veremos en un próximo post que puedes hacer para volver a coger fuerzas. Fuerzas para retomar las riendas y volver a entrenar, a hacer deporte en la disciplina que te gustaba.